Alta posicionamiento en buscadores y directorios www.drmoderno.com

            www.drmoderno.com

El  Portal  De  La  Salud  Y  La  Excelencia  Medica

Principal  Libros Gratis Audios/Videos Testimonios Productos Afiliate Contactanos

Únete a la nueva generacion de la salud y la medicina.

                               

                               

 

Rejuvenezca su cuerpo, cultive su mente y alimente su alma

Novedades

  Noticias Medicas De Primera

  Nuevos Nóbel de Medicina

  Aparato Estimula El Corazón

  Vacuna para la dependencia

  Gripe Aviar

  Cuba y el SIDA

  Satélites anticipan Epidemia

  Riesgo en las píldoras

  Mujeres recuperan fertilidad 

  Antibióticos, su historia

  Mujer biónica, es una realidad

                                      

                                 Contra el VIH, ShangRing 
el anillo circuncida sin dolor

Medicina General Laboratorio Clínico
Medicina Alternativa Exámenes Especializados
Odontología Pequeña Cirugía
Enfermería Farmacia - Droguería

 

 

 

Catalogo de Servicios <:::::::> Catalogo de Productos

 

¡Suscríbete a nuestro boletín quincenal!

"¿No encuentras lo que Buscas?

Búsqueda personalizada

Contra el VIH, ShangRing
el anillo circuncida sin dolor

Pensamientos

EMOCIÓNATE: Las emociones rejuvenecen y contribuyen a deshacer tensiones internas. No te contengas, llora delante de una película o un libro sentimental, relee viejas cartas o diarios, recuerda los momentos mas conmovedores de tu vida, sueña, siente.

Cada cual tiene la edad de sus emociones.

Anatole France

 

 

  ¡Agrega esta Web a tus favoritos!

<:::::::::::::::::::::::::::>

¡Haz de esta Web tu Página de Inicio! 

 

Búsqueda personalizada

 

 

    Medicina General

    Terapia Neural

    Enfermería

    Laboratorio Clínico

    Exámenes Especializados

    Pequeña Cirugía

    Farmacia - Droguería

 

 

 

Estetica E Imagen

 La Belleza, cada vez + fácil

 La Cirugía estética - hombres

 Sáquele provecho - Imagen

 Senos Hermosos

 Tips de Imagen

 Lo que esta IN...

 Lo que esta OUT...

 Tendencias

 Botox

 El Píxel

 Curves

 Lipólisis Láser

 Los Tatuajes

 Liposucción

 Radiofrecuencia

 Rinoplastia

 

Naturismo

 La Miel 

 Fitoterapia

 El Té & las Aromáticas

 Las Frutas..

 Frutas & Verduras que....

 Comer bien

 La Botica de la abuela

 El tomate

 La naranja

 Frutas & el alzheimer

 Los 10 mejores alimentos

 

 

Dietas & Deporte

 Reglas de Oro - Adelgazar

 La Obesidad

 Cultura gym

 Controlar el colesterol

 Ejercicio al aire libre

 Creencias

 La verdad - los carbohidratos

 La alimentación del siglo XXI

 Grasas Trans: Como afectan

 El Chocolate...

 Aceite de pescado,

 Buena Nutrición

 

Salud & Belleza

 Diabetes

 La tuberculosis

 La Piel: Cuidados

 Citología

 El cuidado de los pies

 Cuidados con el corazón

 Acne

 La hipertensión arterial

 Hacer la siesta ayuda a:

 El alcohol, mas daños que...

 Yoga, una alternativa

 Algo sobre la Gripe

 El cerebro también se infarta

 Líquidos y Bebidas

 Enfermedades Comunes

 Visión y Audición

 La Anestesia, Informe

 Fumar, problema de Salud

 Primeros Auxilios

 

Clips Medicos

Contra el VIH, ShangRing 
el anillo circuncida sin dolor

 

"Las dos intervenciones que funcionan mejor en África contra el sida son la promoción de la monogamia y la fidelidad y la circuncisión masculina, y de hecho tenemos aún más evidencia científica de esta segunda", declaraba en marzo de 2009 el experto Edward Green, de la Universidad de Harvard. Si quiere conocer más sobre este tema dése una vuelta Por La Web.

Hace ya años que la Organización Mundial de la Salud reconoció la eficacia de la circuncisión contra el sida: la piel del prepucio es especialmente sensible a la infección del VIH y en las zonas donde es habitual la circuncisión, como es el caso de amplias zonas del África musulmana, la epidemia se extiende menos.

El problema es convencer a masas de población adulta para aceptar una operación de circuncisión, además del problema ideológico que hace que diversas organizaciones de occidente pretendan solucionar el sida a golpe de condones y solo condones.

Sin embargo, un invento chino, el 'shangring', probado en un estudio en Kenia, podría ayudar a ' fomentar la circuncisión. El ShangRing consiste en dos anillos de plástico, una ligeramente más pequeño, que atrapan el prepucio, el cual, con algo de anestesia, se quita con poco sangrado. La operación causa complicaciones en un 5 por ciento de usuarios, mientras que la circuncisión tradicional en África causa complicaciones hasta en un 15 por ciento.

SHANGRING EN VEZ DE CONDÓN

La circuncisión no es como una vacuna, tiene sus retos", explica el doctor Reneé Ridzon, experto en sida de la Fundación Bill y Melinda Gates a Associated Press. Por ejemplo, ¿cómo circuncidar a 50 millones de hombres adultos en Botswana, Kenia, Ruanda, Namibia y Zambia, donde los gobiernos quieren hacer circuncisiones masivas porque hay zonas con un 70 por ciento de infectados de sida?

La Fundación Gates va a salir del dogma del "solo condones" y dedicará 4 millones de dólares a estudiar el "shangring" y sus posibilidades. Por el momento, de 40 hombres estudiados en un informe en Kenia, el 90 por ciento se sienten satisfechos.
Eso sí, como con el condón, hay que combatir el efecto de "compensación de riesgos": que el circuncidado -como el que usa condón- se sienta "seguro" y por eso asuma más condiciones de riesgo, lo cual es fatal porque ni una cosa ni otra impiden el contagio, solo reducen el riesgo.


HISTORIA DE LA CIRCUNCISIÓN

Durante los imperios árabes y otomanos, en la Alemania nazi y en la India dividida, y en los recientes genocidios de Bosnia y Timor Oriental, la condición de circuncidado tuvo serias consecuencias sobre la manera en que un hombre era tratado. Violencia, tortura y muerte fueron los costos que tuvieron que pagar quienes no se ajustaron a la norma. Con estos antecedentes, se pretende con este artículo añadir algo de equilibrio y contexto a los actuales debates en torno de la circuncisión masculina. Cuestiona la supuesta neutralidad de un acto tan profundo en su significación social como rico en su significado. Hace hincapié en cómo la circuncisión masculina -como su contrapartida, la mutilación genital femenina— es casi siempre un acto fuertemente político con profundas consecuencias individuales y sociales, que imponen sobre los demás quienes tienen el poder y apelan a los intereses más amplios del bienestar público. Mucho han escrito sobre esté tema sociólogos, antropólogos, historiadores y psicoanalistas, entre otros. Sin embargo, en su actual encarnación global de la prevención del VIH se habla de la circuncisión masculina como si fuera uno de los asuntos más banales y sin consecuencias. "Sólo es un pedacito", así fue como la describió uno de los participantes en uno de los recientes encuentros de consulta sobre la circuncisión masculina organizado por la OMS y Onusida.

EL PREPUCIO, TROFEO DE BATALLA

La circuncisión masculina ha sido también un castigo infligido a quienes no estaban circuncisos. Como lo informa Berkeley: "Hace más de dos siglos, al joven Warren Hastings se le circuncidó por la fuerza. Junto con trescientos de sus colegas trabajadores británicos en Cozzimbazar, en la India, el joven Warren de 24 años fue desnudado, sodomizado, masturbado y públicamente circuncidado por las tropas mongoles que devastaron el puesto de avanzada británico. Warren observó horrorizado como su prepucio era llevado en una bolsa que contenía trescientos otros prepucios recién cortados, trofeos todos ellos para los mongoles musulmanes. Hastings, quien más tarde sería uno de los estadistas coloniales británicos más prominentes, refirió así su propio suplicio: "A mí, personalmente, me tallaron". Estas prácticas tenían orígenes antiguos, y ya se señalaba que en los tiempos coránicos, a los prepucios arrancados de los "infieles", recogidos después de la batalla, se les consideraba como trofeos de la victoria. De acuerdo con el código marcial del Imperio Mongol, un guerrero subía al parecer de rango según el número de prepucios que traía consigo del campo de batalla.

LA VOZ DEL EXPERTO

Profesor de la Universidad de Londres y especialista en sexualidad y VIH/sida
En los últimos siete años ha aumentado la promoción de la circuncisión masculina como una forma de prevención del VIH, primero entre los especialistas en salud pública que trabajan principalmente en los Estados Unidos, y luego entre quienes colaboran en organizaciones internacionales, y de modo más reciente como parte de un extenso paquete de medidas que apoyan la Organización Mundial de la Salud y Onusida. Persiste una fuerte diferencia de opiniones respecto a la conveniencia de implementar esta forma de prevención —o de cuan rápido deba hacerse—, aun cuando cada vez parece haber un mayor acuerdo en que la circuncisión masculina, al igual que todas las intervenciones de salud pública relacionadas con el VIH, debe promoverse de un modo culturalmente apropiado, y atento también al género y al respeto de los derechos.

Documentos y discusiones por igual se han ocupado de temas de sensibilidad de género y derechos. En estas líneas propongo examinar temas culturales y políticos involucrados. En todo mundo la circuncisión masculina tiene raíces profundas en la estructura social. Lejos de ser una acción meramente técnica, incluso cuando se le practica en ámbitos médicos, se trata de una práctica cargada de un cúmulo de significados sociales. Algunos de estos significados tienen que ver con lo que es ser un hombre, y en algunas sociedades de Áfri-ca y Oceanía equivale a un rito de tránsito a la edad adulta.

En otros ambientes, la circuncisión masculina tiene connotaciones religiosas, se practica ampliamente entre judíos y musulmanes, aunque menos entre cristianos y raramente en otras religiones. Sin embargo, a partir de finales del siglo XIX la circuncisión masculina tuvo también su ingreso en el campo de la salud pública. Particularmente en Estados Unidos, a lo largo de la historia, se le ha visto como una panacea para una gama extensa de problemas médicos y sociales, desde la parálisis y la inflamación feromotibial, hasta el nerviosismo, la conducta antisocial y la imbecilidad. Con todo, la circuncisión masculina sigue siendo, de manera crucial, un fuerte indicador de la jerarquía y la diferencia social.


LA HISTORIA MÁS VIOLENTA

Resulta apócrifo afirmar que los registros más antiguos de la circuncisión masculina provienen de la sexta dinastía egipcia. Un bajorrelieve sobre el sarcófago de   Ankh-ma-Hor en Saqqara muestra la práctica de la circuncisión masculina supuestamente como un ritual previo al ingreso al sacerdocio.

Lo que se comenta con menos frecuencia es el hecho de que en esta misma ilustración, lejos de participar voluntariamente en la práctica de la circuncisión, al menos a uno de los hombres se le obliga por la fuerza.

Sin duda la práctica de la circuncisión masculina tiene orígenes antiguos. Herodoto, el historiador griego, la registra ya en Egipto en el siglo quinto antes de Cristo, y en la tradición semítica se le vincula con un pacto con Dios que data de tiempos de Abraham. La controversia Calata, como en ocasiones se le nombra, seña¬la ya una oposición a esta práctica en un momento en que se le consideraba un obstáculo para la conversión masiva a la cristiandad. Galatas 5:6 intenta esclarecer el asunto cuando dice que "la circuncisión o la no circuncisión no importaban para Jesucristo". Corintios 7:18-20 va todavía más lejos cuando asevera que "La circuncisión no significa nada, la no circuncisión tampoco significa nada; lo que importa es observar los mandamientos de Dios".

¿Pero acaso la circuncisión masculina era o es un procedimiento relativamente menor? De modo crucial, la circuncisión judía difiere hoy con mucho del pacto originalmente instituido. Hasta el año 300 antes de Cristo se registra el ritual como algo que exige solamente el desprendimiento de la punta del prepucio. Sin embargo, cuando los atletas judíos viajaron a Grecia para competir en los juegos olímpicos, imitaron a sus anfitriones helénicos cubriéndose el glande con el resto de sus prepucios, mismos que sujetaban en la punta con una liga. Con el tiempo se señaló que este tipo de estiramiento daba como resultado un prepucio con funcionamiento perfecto.

"Cuando los atletas regresaron a casa, los judíos ancianos montaron en cólera al ver los prepucios helenizados. Y para poner fin a esta práctica instituyeron el periah, que incluía no sólo el desprendimiento completo del prepucio, sino cortar con una uña afilada el frenillo (la membrana sensible y delicada en la parte inferior del pene)".

Fuente: Tomado de forumlibertas.com y jornada.unam.mx

 

MAS TEMAS DE INTERÉS

Cuba habría encontrado la cura del sida y el cáncer

Informe del sida

Inicios del sida

El Virus del sida

Proteína humana contra el sida

Los ricos combaten el sida con "un trío"

Cuba & el sida

Nueva molécula contra el sida

Descifran genoma del VIH

Proponen nuevo medicamento contra el sida

Sida descubren 2 anticuerpos

Sida escondido dentro de una sola celula

Enfermos de sida muriendo por vivir

Una Vacuna podría vencer el Sida

Identificadas moléculas que impiden que se desarrolle el sida

Contra el VIH, shangRing: el anillo que te circuncida casi sin dolor

Cóctel de medicamentos reduce riesgo de VIH de madre a hijo

Algunos monos nacen con un gen que los protege contra el sida

 

 

 

 

Desarrollo Interior

 Salud mental

 Controlar el estrés

 Que es la depresión

 Hipocondría

 Trastornos del sueño

 Manías que todos tenemos

 ¿Pensando en el suicidio?

 Usted puede ser dulce

 El Optimismo

 Autoestima

 Depresión Sexual

 Temperamento y Actitud

 Nuestro yo, Interior

 Amor, Corazón & Mas

 

Variedades

 Bebes y Embarazo

 Padres E Hijos

 Adolescencia & Amor

 Sexualidad

 Mujer y menopausia

 Medicinas Alternativas

 Odontología

 Animales y Zootecnia

 Terminología Medica

 Viajes y Turismo

 Autos y Motos

 Planeta Curioso

 novedades en la agricultura

 Lideres del siglo XXXI

 Sabe usted

 Música para el alma

 Noticias interesantes

 Pcs Internet E Informática

 Formula del éxito

 Juventud sin igual

 Rincón del Ocio

 

Diga lo que piensa

 Ud, pregunta y le

 respondemos

 

 Relate su Historia o diga

 lo que piensa

 

 Correo

 

 

 Enlaces

 

 

 Sitemap

 

 

 Catalogo de servicios

 

 

 Catalogo de productos

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Todos los derechos reservados  www.drmoderno.com   2019

Calle 19 Nº 10 26  Barrio Kennedy-Bucaramanga-Colombia.

Teléfonos: 57+ 76406229   -   57 +310 4775608

            Información y Soporte Técnico            /                Para Consultas medicas                 /           Afiliación

Escribanos:      webmaster@drmoderno.com       /       medicos@drmoderno.com      /         gerencia@drmoderno.com